lunes, 28 de marzo de 2011

Una máscara vieja,
la ausencia de explicaciones,
el antídoto ya innecesario.

1 comentario:

Eris dijo...

Y aunque el entumecimiento se ha proclamado en todo el ser… el dolor sigue doliendo, el latido latiendo, y los días… los días naciendo.