jueves, 10 de marzo de 2011

Tengo pesadillas con esta vida a medias,
con estos escombros de consciencia,
con una esperanza sin fundamentos,
con el dolor incurable,
con la estupidez inevitable,
con la temperatura de tu piel,
con ganas de que existas tal como te pienso.

1 comentario:

Eris dijo...

En las pesadillas los miedos cobran vida para hacernos vulnerables… cómo si ya no lo fuéramos!